La agencia neoyorquina de diseño Framlab ha comenzado a desarrollar un proyecto en el que la impresión 3D es una parte clave, Homed. Este proyecto espera utilizar las tecnologías de fabricación aditiva para el desarrollo de pequeños refugios en la ciudad, para hacer frente al enorme número de personas sin hogar que viven en Estados Unidos. Hasta 61.000 personas viven en las calles de la ciudad. Con Homed se espera crear pequeñas cabinas hexagonales, que se colocarían en andamios fijados a las paredes de los edificios para dar un hogar a las personas que lo necesitan.

No es la primera vez que vemos que se hace uso de la impresión 3D para el desarrollo de proyectos que buscan la mejora de las vivienda. Empresas como la italiana WASP buscan desarrollar viviendas en zonas de bajos recursos utilizando los materiales que se encuentren en la zona, todo gracias a la impresión 3D.

La utilización de la impresión 3D en el proyecto de Framlab servirá para diseñar y crear las estructuras verticales que servirán como refugio a los que más lo necesitan. La idea es capitalizar el espacio no utilizado de los edificios para colocar los refugios. El exterior de cada una de las cápsulas estará hecho de acero y aluminio. Su fachada cuenta con una delgada película de vidrio, así como luces inteligentes de diodos con translucidez. El interior de cada una de las habitaciones ha sido impresa en 3D con plástico reciclado. El interior está hecho de formas orgánicas plásticas impresas en 3D cubiertas con madera laminada para crear un ambiente cálido y amigable. Lo proporcionará a sus habitantes un refugio ideal del ajetreo de la ciudad.

Durante el día, todas las cabañas se ven como un mosaico o incluso un panal de miel; por la noche, además de refugios, sirven también como soporte para la difusión de diferentes contenidos digitales, como la publicidad, lo que les proporciona una importante fuente de ingresos.

Tratamiento de autoclave para madera

La madera es una materia natural, como todo ser vivo tiene una vida útil limitada. Si la utilizamos a la intemperie se corre el riesgo del ataque de agentes biológicos y medioambientales con consecuencia de deterioro y pudrición. Así, la clave para prolongar su durabilidad es darle un buen tratamiento en sistema de autoclave que garantizará una duración a la madera.

Las diferentes clases de uso de la madera, nos permitirán determinar la protección necesaria para cada caso. Así en el siguiente cuadro se resumen la clase de uso:

Clase de usoHumedadEjemploIndice de penetración a alcanzar
1NuncaParquets, escaleras interioresP1 (ninguna)
2Ocasionalmente >20%Estructuras de cubiertasP2 (3mm. albura, 4mm. axial)
3Frecuente >20%, sin contacto con sueloVentana y puerta exterioresP3 a P7 (de 4mm. a 20mm. albura)
4Permanente >20%, con contacto con el sueloEstacas, postes, pérgolas, kioscos,…P8 (total albura) P9 (total albura, 6mm. duramen)
5Permanente con aguas marinasMuelle de playaP8 (total albura) P9 (total albura, 6mm. duramen)

Así, una vez conocemos las condiciones a las que va a estar sometida la madera, la corregimos con el objeto de evitar el ataque de los agentes biológicos y abióticos y posterior deterioro ó pudrición de la misma. Existen distintos productos protectores que se inyectan en la madera por medio de la impregnación en sistema autoclave. Estos protectores son las sales hidrosolubles y creosota, necesarios para garantizar dicha protección adecuada y duradera en las clases de uso 4 y 5.

Son de obligada aplicación mediante autoclave con el sistema de vacio-presión -vacío que permiten llegar a una penetración profunda correspondiente a las exigencias de los niveles P8 y P9, a emplear mayoritariamente en madera de construcción o para estructuras en contacto con el suelo o expuestas a la intemperie (campo, playa, etc…).

El proceso consiste en:

  1. Vaciado del aire existente en las cavidades de la madera.
  2. Introducción de sales hidrosolubles.
  3. Presión para ayudar a penetrar las sales por las cavidades de la madera.
  4. Retirada del líquido sobrante.
  5. Doble vacio para extraer el líquido sobrante de las cavidades.

Autoclave en madera

La madera al ser un elemento natural, se hincha o merma según el grado de humedad. Por este motivo se utiliza el Lasur (barniz al agua poro abierto), cuya principal propiedad es la elasticidad, con la que impedimos que aparezcan grietas y se descascarille como ocurre con los barnices convencionales.

El proceso de pintado con Lasur, consiste en aplicar un fondo y posteriormente la terminación para exteriores. Se utilizan lasures transparentes o mates, consiguiéndose proteger la madera de forma discreta y obteniéndose una buena calidad y durabilidad.

Logo de Maderas Menur en blanco

Pol. Ind. La Inmaculada

Nave 11, 29100 Coín, Málaga

952 45 59 20

HORARIO

L – V de 9:00 a 14:00

L – J de 16:00 a 19:30

¿QUIERES RECIBIR LAS ÚLTIMAS PROMOCIONES?

Suscríbete a nuestro boletín y no te pierdas ¡nada!

Certificado ISO 14001 de Menur
Certificado PEFC de Menur
Premio Excelencia en Gestión Empresarial de 2019
Certificado ISO 9001 de Menur