Casa Calafquen: Inspirada en el Galpón Agrícola.

Bajo el encargo de una segunda vivienda que acoja las distintas instancias del habitar familiar en todas las epocas del año ; un acogedor espacio protegido cuando la lluvia apareciera que toma como protagonista para la construcción la madera. Situada en la ladera sur del Lago Calafquen en Chile.

Para quienes no lo sepais el galpón agrario es el granero de construcción relativamente grande destinadoa depositar mercaderías o maquinarias. Suelen ser construcciones rurales con una sola puerta. A modo de ejemplo os enseñamos el clásico gabon o granero americano:

Inspirándose en este tipo de edificación agraria se ha construido esta vivienda en lena naturaleza integrando el espacio natural, conel uso de la madera y la esencia del carácter agrícola.

© Marcela Melej M 

La inspiración para la construcción de esta vivienda Un dócil lomaje, en donde los elementos aparecen como cuerpos aislados en un suelo continuo. Tomamos como inspiración una de las tipologías locales: el Galpón Agrícola. Ese  galpón de madera que es parte de la identidad del paisaje sureño. Un  volumen de geometría básica y volumetría tan neutra que no interviene en el paisaje. Tiene como función el almacenaje y como vocación ser contenedor y generador de interioridad. Y en su exterior su revestimiento contínuo –cubierta y muro- ofrece un mayor cobijo de forma mas sencilla. Teniendo esta tipologia como referencia, entendimos que la reinterpretacion de ese espacio galpon lograba albergar las distintas instancias de habitar definidas en el detalle del encargo.

© Marcela Melej M 

El partido general propone dos volúmenes, uno principal y otro secundario en donde el eje de acceso separa estas dos áreas de la casa y conecta con la circulación al lago. El programa de habitación de niños se instala en un segundo piso, jabalconándose hacia el living y comedor en doble altura.

© Marcela Melej M 

Un solemne espacio interior logrado a través del uso exclusivo de la madera como sistema constructivo,  se relaciona con su emplazamiento a través de vistas dirigidas al volcán Villarica y sus alrededores.

© Marcela Melej M 

Por temas de mantención y eficiencia se elije el revestimiento metálico instapanel de Cintac (PIT), que contrasta con las vigas de pino laminadas hechas a medida por Maderas y revestimiento de machi hembrado interior de 1×8”.

Casa de madera con porche y terraza

Hoy hacemos parada en uno de nuestros últimos trabajos realizados, se trata de la instalación de una casa de madera en el campo. Conformada por un módulo de vivienda que tendrá todos los equipamientos necesarios como cualquier vivienda: Salón, cuarto de baño con inodoro, ducha y lavabo, cocina amueblada, dormitorio de matrimonio y dormitorio con literas.

Los acabados son muebles de madera, áire acondicionado, cocina amueblada, tarima flotante en el suelo, ventanales climalit, etc.

 

Por otro lado si contemplamos el exterior, apreciamos un módulo de vivienda en una planta con un porche adosado con una pérgola a un agua. El suelo perféctamente atabiado con lamas de madera de exterior en madera tratada en autoclave.

Soluciones Maderas Menur.

Maderas Menur colabora con un ciclo de formación del IES La Rosaleda (Málaga).

Hoy es uno de esos días, en los que uno se siente un poquito más orgulloso, no sólo por todo lo que hemos en Maderas Menur, y el especial cuidado en todo lo que hacemos y fabricamos (pérgolas, kioscos de playa, chiringuitos, terrazas, casa de madera, casas rodantes, pasarelas, parques caninos,…) para dar respuesta a nuestros clientes. Sino por poder participar poniendo nuestro granito de arena en formar a futuros profesionales del sector, en colaboración con el IES La Rosaleda (Málaga) del ciclo de grado superior de “Diseño y Amueblamiento”, que gracias al acuerdo de formación dual permitirá que sus alumnos puedan hacer prácticas en nuestra empresa.

Todo un reto, cargado de ilusión. Gracias.

Viviendas sociales hechas en madera en Chalon-sur-Saône, Francia

En Chalon-sur-Saône, distrito de Bellevue, Francia se encuentra esta nueva construcción de viviendas sociales en Francia. Este proyecto responde a su entorno y a los requisitos de diseño que impusieron una solución constructiva de madera. Se trata de un conjunto fragmentado de viviendas intermedias (20 viviendas) y una hilera de casas adosadas (6 viviendas) que se disponen alrededor de un callejón central dejando espacio para la vegetación y los espacios al aire libre.

© David Foessel 

© David Foessel 

El proyecto se basa en la alternancia de espacios libres funcionales y volúmenes construidos en función de las cualidades y limitaciones del sitio. Desde la entrada de la calle hasta el límite del sitio norte, el ingreso, el estacionamiento al aire libre, la vivienda intermedia, el callejón, los jardines y las casas individuales, crean una secuencia urbana que coincide con la escala de los edificios vecinos.

© David Foessel 

Los volúmenes fragmentados de la vivienda intermedia crean un filtro entre el estacionamiento y el callejón central. Los vacíos ayudan a crear secuencias prolongadas a través de las pasarelas y escaleras externas que ofrecen marcos extraordinarios hacia la ciudad. Las viviendas intermedias crean un diálogo entre la calle y la fila de viviendas individuales ubicadas por detrás. El diseño interior permite una diversidad de tipologías con vistas despejadas hacia el exterior.

© David Foessel 

Los volúmenes construidos están revestidos en madera de forma vertical. Este juego de vibración se extiende a lo largo de las terrazas, a través de pantallas de separación que garantizan la protección solar y visual de cada vivienda.

© David Foessel 

La calidad de los espacios al aire libre, un componente esencial del proyecto, deja un gran lugar para la vegetación perenne. Los abedules introducirán una silueta esbelta que creará un diálogo con los volúmenes construidos.

© David Foessel 

Cada casa tiene su propio jardín privado detrás de los setos. Una marquesina de celosía de madera protege las salas de estar orientadas al sur de la ganancia solar. En la parte posterior de las casas, los volúmenes alternados de cocina y patio aseguran la articulación con el tejido urbano existente.

Cortesía de ODILE+GUZY architectes 

Se ha prestado especial atención a la quinta fachada. Los techos de tejas de las casas crean un paisaje colorido con vistas a la vivienda. Contrastando voluntariamente con las monótonas fachadas de las viviendas circundantes, estas recuerdan al patrón característico de los edificios históricos en Borgoña.

© David Foessel 

Cada una de las viviendas tiene una orientación doble, los baños y las cocinas se han colocado a lo largo de la fachada y se benefician de la luz natural directa y la ventilación.

© David Foessel 

Las entradas se ubican con el fin de maximizar el espacio para las áreas de estar. La cocina y las salas de estar se extienden por generosos jardines, patios o balcones de acuerdo con cada tipología. Extender áreas comunes, caminos, escaleras externas, permite una amplia variedad de usos, prácticas e interacciones sociales.

Siendo una prioridad el uso de un método de construcción de madera rentable. La estructura, los postes de madera, la losa de piso de hormigón y el marco de fachada de madera cumplen con los requisitos normativos de una forma económica, al mismo tiempo que eliminan los elementos de soporte intermedios dentro de las viviendas para garantizar la flexibilidad de los espacios. Esta solución simple es posible gracias a la racionalidad de la planta y una superposición rigurosa de las tipologías.

© David Foessel 

La fachada del proyecto está hecha de madera de abeto modificada térmicamente que asegura un envejecimiento armonioso. Con el paso de los años, el revestimiento conseguirá un tono gris carbón y contrastará con los elementos de metal blanco de las fachadas.

Noticia publicada por plataforma arquitectura.
Arquitectos ODILE+GUZY architectes.
Arquitecto Julien Odile, Michaël Guzy.
Fotografías David Foessel

Las Setas de la Encarnación en Sevilla con madera laminada como protagonista

Las Setas de la Encarnación son ya parte de los atractivos y símbolos con los que cuenta Sevilla.

Este espacio ocupado ahora por los icónicos parasoles en madera laminada eran desde 1842 el espaciodedicado al mercado y ese fue su uso hasta 1973 que los problemas estructurales llevaron a su derribo. Ello ocasionó un tremendo abandono de la zona.

En 2004, el Ayuntamiento abrió un concurso internacional de ideas para reorganizar el espacio e incluir un mercado de abastos, una plaza pública multifuncional y un espacio museistico para conservar los hallazgos arqueológicos.Y se eligió el proyecto «Metropol Parasol» del arquitecto berlinés Jürgen Mayer.

 

La construcción de las Setas se recubrieron de  con madera laminada de abedul. En 2011 se inauguraron las Setas, convirtiendose el lugar como uno de los puntos de parada obligada para los turistas.